El combate de la tapera

de

Eduardo Acevedo Díaz

El combate de la Tapera es un espléndido cuadro épico. Es realmente admirable cómo el autor logra trasmitir un intenso sentimiento nacional pero dejando actuar solos a los actores del drama. En esta pequeña obra maestra, triunfa plenamente la objetividad narrativa. El autor no se permite ni siquiera un mínimo comentario. Tampoco el análisis o sondeo sicológico. Todo está dado desde afuera, por lo descriptivo y narrativo puros. Pero desde esa exterioridad se llega a la interioridad de los personajes. Estos, ásperos y bravíos, primitivos, pero por primitivos puros, adquieren impresionante dimensión heroica. Parece innecesario subrayar, porque golpea tras la más somera lectura, que todo el relato es una maravilla visual y sensorial.

I - II - III - IV - V - VI